11 jul. 2013

Vuelta a la época estudiantil

He retrocedido en el tiempo. ¿Cómooooooooo? Y además dos veces. ¿Quéeeeeeeee? Me explico: como mi curso de alemán dura casi un mes, pensé que lo mejor era buscar un piso compartido, y con alemanes a ser posible (no quiero más dramas en mi vida, sólo comedias entretenidas españoles, aunque no los pueda evitar del todo), eso que aquí llaman WG (Wohngemeinschaft).


Aunque es complicado encontrar algo para un mes, al segundo día de empezar a buscar vi un anuncio que me llamó mucho la atención. Resulta que una chica realquilaba su habitación durante julio y agosto, y además uno de sus compañeros de piso era matemático como yo; lo interpreté como una señal y mandé un correo. Conseguir que me aceptaran fue muy complicado, pero tras intercambiar unos interminables 30 correos, mandarles unas fotos mías y chatear con ellos un par de horas, al fin conseguí que me aceptaran.

Lo que no sabía era qué tal me sentaría volver a compartir piso, que llevo ya tres años viviendo solo, y tan agusto. Por eso lo tomo como un retroceso en el tiempo a 2010, cuando compartí por última vez. Iba con miedo porque si decidí vivir solo era por una razón, pero la experiencia no está siendo mala. Realmente mis dos compis son majos. Uno es un matemático jovenzuelo que está acabando la carrera (y que aparte de bastante mono tengo la duda de a qué acera pertenece...), que además es encantador y me está ayudando mucho con mis movidas alemanas; y el otro es un sociólogo de 30 años jipilongio me-va-el-rollo-alternativo-músico-djembé casado, que acaba de dejar embarazada a su señora y que no es tan majo como el otro aunque también es agradable. Lo que no entiendo es ese rollo bio-ecológico-chungo que se traen, que lo compran todo con etiqueta bio. Claro que aquí los productos bio no son tan carérrimos como en Espein.

Pero cuando digo que he retrocedido dos veces, es porque está siendo como vivir una época de estudiante que no viví (hice la carrera viviendo en casa de mis padres, por desgracia). Entre el rollo alternativo-porrero (no fuman mucho, uno al día y no todos los días, pero ahí está), y que los vecinos y otros amigos prácticamente viven aquí, e incluso hacemos la compra online juntos, está siendo como si fuese estudiante otra vez, pero esta vez con pasta, lo cual lo hace todo mucho mejor.

Vamos, que me estoy acostumbrando bastante bien. Y aún no me han mandado a la mierda siguen teniendo paciencia con mis deficiencias en el idioma. Ay, que me veo viviendo aquí...

Y mi matemático podría pasar por el hermano (algo más feo) de este maromo, que se dan un aire

10 comentarios:

  1. Was kann ich dir sagen!

    Que me encanta el alemán, aunque ando en una isla, en la perifería de España, de África, de Europa.

    Volver al pasado, con pasta, es un buen viaje

    Pásalo bien

    Pass auf dich auf!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora estoy como en otro mundo, la vuelta a la realidad española será aún más dura si cabe.

      Muchas gracias, y bienvenido a mi blog.

      Eliminar
  2. Bueno... siempre le puedes lanzar indirectas a uno de ellos a ver de que pie cojea.

    Un abrazo chiquitín !!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, pero si ya soy algo torpe lanzando indirectas en castellano, imagínate en alemán...

      Eliminar
  3. Lo que te ponen a ti estos tipos peludos... jajaja. Uy, yo mismo si no tuviese un aire entre sudamericano y árabe... incluso podría haber pasado.

    Yo mi época de estudiante la estoy pasando ahora, desde que me vine a Madrid, y es que no me ha quedado otro remedio, y la única solución, compartir mi vida con D., pero eso va a tener que esperar... mientras, viviré esta época de estudiante qué, cuando estudiaba no tuve.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes que veo un hombre peludo y se me caen las bragas.

      ¿Entre sudamericano y árabe? ¿Tú? ¿Dónde? ¡Si también estás para comerte! ;-)

      Eliminar
  4. Yo siempre soy una persona directa y con mi actual compañero de piso le solté directamente ¿eres gay?... me dijo que si y mira... ¡supercompis!. xD.

    Pero bueno, siempre está bien tener algún compañero de piso (para mi gusto) porque así llegas a casa y no tener a nadie con quien hablar... no sé ... lo pasaría mal.

    Salu2.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo soy muy feliz viviendo solo, aunque algún año de los que compartí también fue muy bueno. Además, como paso poco tiempo en casa, tampoco es muy importante que haya alguien.

      Aquí tampoco tengo ese problema, porque como total no me entero de la mitad... :D

      Igual se lo pregunto, ya veremos. A ver si me decido.

      Eliminar
  5. Una pregunta gramatical: ¿ y lo de "mitbewohner" está bien dicho también, o no significa lo mismo que lo de Wohngemeinschaft?...aaaah, no, ¿que esto quiere decir "piso compartido"?
    He perdido un poco comba de tus experiencias porque llevo una primera quincena de Julio muy jodida laboralmente hablando, hoy estoy actualizando :)
    Lo de la convivencia puede ser muy bueno o un coñazo, yo creo que lo estás llevando bien y si además hay un poco de morbillo en el ambiente con el matemático guapete, pues cuanto mejor, jeje...
    felices vacas, majo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Mitbewohner" son los compañeros de piso, "Wohngemeinschaft" es el piso compartido en sí.

      No te preocupes, hago tantas cosas a lo largo del día que tampoco estoy actualizando tanto como me gustaría.

      Lo llevo bien, menos mal. Aunque ahora ha venido un vecino nuevo que está tremendo, lástima que es heteruzo 100%.

      Eliminar

Dime arrrrrgooooo