8 ago. 2013

Guía para sobrevivir en Alemania (5)

Ya desde Espaniiiiia, te dejo con unas cuantas fotos resumen de los mariconsejos que te he dado hasta ahora.

Lo que te he dicho varias veces del transporte, que es verlo para creerlo. Aquí un aparcamiento de bicis (para que veas, y éste es de los pequeños, que no veas en la estación de tren, o recuerdas dónde aparcaste o ya la puedes dar por perdida). ¿Y sigo el camino de baldosas amarillas azules o no?



Ay, mi casita. ¡Y con persianas!


El embutido es un poco extraño. No sabe igual que aquí (de hecho, todos saben un poco parecidos).





Y aquí algunas de las guarreridas que beben y comen (¿¿¿aceitunas rellenas de ajo???).





Pero no todo es malo. Aquí un Putenbrust ("Puten" es pavo, que ya te veía yo la ceja levantada del asombro), y eso que va en albal es una patata asada con una crema que ponen mucho por aquí. Y con su Apfelsaft correspondiente, claro.


El macrofestival en el que estuve, no apto para gente que se agobie con multitudes.





Y aquí unos yonis musculitos que lucían palmito antes de tirarse al agua.


Y hasta aquí el resumen gráfico de los mariconsejos. Y como sé que no has tenido bastante con la foto anterior (¡que te conozco!), aquí te dejo al chulazo correspondiente.


8 comentarios:

  1. Me gusta mucho lo de las fotos, aquí deberíamos tomar ejemplo de ellos. Lo peor lo del e,butido... ¡yo no podría vivir sin jamón serrano!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo puedes encontrar, pero es caro. Lo normal aquí es un jamón así como ahumado...

      Eliminar
  2. Ahhh, me encantan estas cosas, quiero decir, lo de ver las historias que se encuentra uno en los supermercados que seguro que tiene que chocar lo diferentes que son de aquí y eso que compartimos comunidad europea. Esos embutidos tienen de primera vista una pinta poco estimulante, no sé qué tal sabrán...y las bebidas con burbujitas, que manía ¿no? Lo que mejor pinta tenía era el Putenbrust, donde va a parar.
    ...a mi que me dan un poco de agobio las aglomeraciones lo del concierto me da así como angustia pensarme en mitad de todo ese cacao...¿y los que están a punto de tirarse a la piscina también estaban allí o la instantánea pertenece a otro momento?..
    El chulazo roza el sobresaliente pero fíjate, yo como guapo-guapo, me sigo quedando con el security boy aquel del desfile del orgullo alemán...aah, vale, que ese ya te le habías quedado tú, jajaja, pues nada, me aguanto y te lo dejo.
    Espero que la vuelta a Spanien haya sido buena y tu vida de todos los días te haya recibido con buena cara. Feliz Agosto, majete.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que el Putenbrust es espectacular :D

      Los de la piscina estaban ahí, efectivamente, pero no era a una piscina sino al río. Dos veces los vi tirarse. Un pelín jovencitos, pero bueno...

      El segurata aquel quitaba el sentido, pero a este chulazo tampoco le diría que no ;)

      La vuelta no ha sido mala, sobre todo porque estoy escapando del calor en mi querida Galicia. Feliz agosto a ti también.

      Eliminar
  3. Bueno, el plato puti que has colocado tiene muy buena pinta y los putis del final también... claro que el putón último.... NI TE CUENTO!!!!
    Joer, macho..... ¿tú quieres matarnos de deseo? jajaajj!
    Besotes!

    ResponderEliminar
  4. Tengo que decirte que, aunque no tienen fama los alemanes de buenos chorizos, ni jamón, ni nada del estilo, excepto salchichas, pero chuchi, nos has puesto unos fiambres con malísima pinta, que lo sepas, dónde se ha visto una mortadela blanca? En mi vida... Puaj!

    Bicos ricos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no están tan malos, pero eso sí, saben todos parecidos. A las salchichas no les hice fotos, pero estaban realmente buenas.

      Eliminar

Dime arrrrrgooooo