10 feb. 2015

Mi vecina cotilla (3)

Sí, ya sé que estoy un poco monotemático, pero es que la viejuna de al lado no deja de sorprenderme.


Aquí mi vecina parece que no tiene otro entretenimiento que intentar controlar mis movimientos... A ver: salía yo de casa dispuesto a coger el ascensor, entonces cierro mi puerta con llave y a la que espero al ascensor... oigo cómo ella echa el pestillo. ¡Eso sí que es sigilo, que ni la oí acercarse a la puerta! Y, quieras que no, algún ruido haces al andar por el pasillo de casa.


- Opción a), se asomó por casualidad para ver qué pasaba al oír ruidos (¿pero no decía que estaba sorda?) y al no ver a nadie cerró bien la puerta por si era alguien del Círculo de Lectores algún asesino en serie (no me vio porque desde su mirilla no se ve el ascensor).
- Opción b), se acordó de que no había cerrado la puerta bien (yo también echo el pestillo cuando estoy en casa, hasta ahí nada raro), y coincidió con que yo estaba por el pasillo y soy un malpensado por pensar que me espía.
- Opción c), al oír mi puerta corrió a la mirilla a cotillear (aunque llegó tarde) y, ya de paso, aprovechó para cerrar bien sin percatarse de que yo oiría el pestillo y me daría cuenta de que me espiaba.


Y tú, que eres buena persona y crees en la bondad del resto de la humanidad, baja a la Tierra por favor optarás por la opción b). Peeeeero...


Resulta que tengo videoportero, y además al abrir la puerta una voz enlatada de señorita dice "puerta abierta, por favor cierre después de entrar". Pues bien, ya me iba yo hacia la calle y, a punto de abrir la puerta del portal para salir, ¡oigo a la señorita enlatada, lo que significa que alguien acaba de pulsar el botón de abrir del videoportero! ¡La vieja cotilla debió confundirse y, en vez de darle al botón de ver por la cámara, le dio al botón de abrir! Claro, como llegó tarde a la mirilla, quería ver si iba con alguien... Pues le salió mal, que esperé un rato en el portal antes de salir. En fin, que no sé si la vieja me cabrea o me divierto puteándola.


14 comentarios:

  1. Tiene que ser muy tentador putear a alguien así jajajajaja.

    ResponderEliminar
  2. Debe ser divertido por un tiempo, pero despues ya veras que te vas a aburrir...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mañana os cuento el resto, pero me está empezando a cansar.

      Eliminar
  3. Relación con los vecinos: la mínima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuánta razón (salvo que el vecino fuese un megachulazo, claro).

      Eliminar
  4. Divertidísimo lo que puedes hacer con ella:

    1. Morrearte con uno o seis chulazos en pleno rellano

    2. Sacar de casa una alfombra enrollada y machada de rojo a altas horas de la noche, poniendo una cara desencajada.

    3. Regalarle a tu vecina unos binoculares.

    4. Mearle el felpudo

    5. Enseñarle el pito.

    6. Celebrar una misa negra junto a su telefonillo.

    Y así sucesivamente...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, pero las viejas también tienen sus recursos...

      Eliminar
  5. ¿Por qué no saludas a la mirilla? Si se entera que te das cuenta igual se corta un poco.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si con las miradas no basta, empezaré con los gestos.

      Eliminar
  6. Yo como dice el mocho con los vecinos lo mínimo, con los de al lado me llevo bien pero vamos hablo una vez cada seis meses, a los de arriba los odio por el ruido que meten y con el resto apenas ni los conozco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo hago lo posible, a ver si sigo cruzándomela poco.

      Eliminar
  7. Jajajajaja, a ver, tienes que entender que entretienes a la mujer y animas al vecindario... ¡Salúdala, hombre!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si se quiere entretener, que haga ganchillo. Yo con ella, lo justo.

      Eliminar

Dime arrrrrgooooo